Sunday, July 20, 2008

Caution: fornicating zone.

La ventaja de vivir cerca de Tlalpan o de que sea una ruta frecuente, es que te enteras cuando abren un nuevo hotel/motel. Y déjenme contarles que ¡no hay nada mejor que un hotel nuevecito! De hecho, conozco pocos que ya tengan el año de cumplido, porque por un tiempo me volví cazadora de hoteles. Así conocí el motel del Aranjuez, el que abrieron pasando Eje 6, sobre Plutarco Elías Calles, el Hotel & Villas La Viga, en Santiago...

Y cagadamente, justo anoche conocí el Xanadú, que tiene unos meses de vida, cerca de Metro Villa de Cortés. Tenía ganitas de conocerlo, pero para ser sincera, no había con quién. Y anoche, por el gusto de dormir acompañada y por quitarme las ganas de conocer el hotelín, desembolsé la raquítica cantidad de $280 viejos nuevos pesos. Oh sí, pagué yo. Y no es la primera vez. Ni la última. ¿Qué? Las mujeres también tienen dinero pa'l hotel, que no se los hagan pendejos. Además, aceptan tarjetas, así que no hay pretextos, niñas. Abrir las patas no es todo lo que pueden hacer para que se las cojan. Contribuyan al gasto, marras.

Los pasillos me recordaron algún hotelito agradable y pequeño de Acapulco. Muchas ventanas, lo que me encanta. Obvio, que daban al estacionamiento y al motel, pero aun así, la luz entra y no vuelve al hotel el típico de paso, que de tan encerrado sientes que haces algo mal. La decoración muy agradable, con pinturas fuera del cotidiano bodegón.

La habitación minimalista consiste de la camota con cobertor plateado, y almohadas con la "marca registrada" impresa. Y no, no me refiero a algún detalle escatológico o nasty. Me refiero a que decían Xanadú, al igual que la sábana. Roperito con ganchos, mini consola para las cositas que traigas en las bolsas. Eso sí, su pantalla plana Samsung Bordeau con tres canales de porno (soft porn, porn genérico y hard core), dvd y una regadera transparente, con vista a la habitación.

Cómodo, limpio, sin una patinada de mosca. Y la regadera, regresando al tema, como la del Aranjuez que también es transparente pero con líneas más opacas, permite dar chou mojado... y verlo, si el muchacho está agradable.

Recuerdo que escribí un cuento inspirada precisamente en esa experiencia del chou de regadera. Pero ahora ese cuento fue mandado al draft. El punto es que podría contarles indiscreciones de mis visita a hoteles/moteles, pero ninguna es la típica visita puerca (salvo aquella infame ocasión en que un grupo de amigos nos metimos a la misma habitación, bailamos desnudos en la regadera y luego cada quién fue a follar con su cada cual, menos la que suscribe, pues resultó quedarse siendo el número non...). Todas mis visitas a hoteles han sido memorables, románticas o cachondas ya sea el caso, pero siempre memorables.

Recuerdo esa habitación tan pintoresca del Hotel Estadio, en Guadalajara. Tan tapatía, con maderas pintadas y esas cosas que parece que compraron en Tlaquepaque. Su baño blanquísimo, que hacía contraste con la morena y velluda piel de aquel.

Recuerdo el año nuevo que pasé empiernada, escuchando los fuegos artificiales, en el Hotel Roosevelt. Hasta hace poco aún recordaba el número de habitación, pero ahora parece que fue hace tanto que ya ni me acuerdo qué tanto era más alta que el minivampirito.

Recuerdo Alaska y la visita del ruso... recuerdo cómo me brincó el corazón cuando lo vi por la mirilla de la puerta.

Recuerdo el Aranjuez, el Alpes, Pirámides (ambos), el Portales... los recuerdo todos y cada uno con su particular valor. Y a los hombres que iban conmigo, también... y a la lista, se suma el Xanadú y su habitación sin sillas ni burós, sólo el baño de vitrina, Miss Congeniality II, la primera chupada de los dedos de los pies que me han dado en mi vida, tú y yo... ah sí... y Andrés.

10 comments:

El Pável said...

"Tú, yo y Ándres".

Significa algo así como un "vampirazo", ya sabes, sexo durante el período menstrual?

Saludetes

Snatcher said...

yo he ido como 3 veces a un hotel na más para eso, y si las morras me cooperaron con la micha del precio de la habitación, jaja, al fin y al cabo arriba yo soy el que me voy a cansar más.

Psycho Bruja said...

el pável... eres muy perspicaz... efectivamente es algo "por el estilo".

snatcher, ¿quién dice que te vas a cansar más? estás bien babotas si te cansas. Y por babotas me refiero a que no tienes experiencia. El sexo debe ser revitalizante, no cansado.

Neta, deveritas deveritas.

Snatcher said...

jaja, bueeeeno, pero revitaliza el alma, por que después de varias horas hasta el más experimentado se agota. ¿o no?

elandrajo said...

"Bruja, si aterrizas
con tu escoba una día en mi balcón,
ve con cuidado..." jeje, me acordé de una rola. Sí, en efecto, parece que han pasado eras desde que vine de metiche a escribir no se que cosa aquella vez en uno de tus posts. Y esta vez he considerado pertinente mostrar un poco de educación y quise pasar a regresar los saludos que me has dejado. En otros asuntos... para mí en estos dias, leer este tipo de cosas que escribes por acá me resulta por decir lo menos, muy confuso. La primera vez que te leí fue emocionante, "inspirador" y cachondo, pero ahora en mi situación actual, no sé, es algo rara la catársis. Sin embargo suena bien (o por lo menos salubre)eso de ir a estrenar hoteles.

elandrajo said...

--off-topic--
...unos tragos a ese ritmo, al lado de una bruja de amplio criterio (no demasiado) en el pueblo ése que esta al otro lado de Ogarrio... uuff!! Gracias por la recomendación y por el interes de que le suba al animo. Lo que no me late nadita es la mision en solitario a un cincoletras de paso...
alexb.correo@gmail.com para evitar mas off-topics

El TITO said...

Lo sabía, solo alguien que pusiera un comentario como el que pusiste en pasto podía tener una mente tan retorcida como la mía jaja

muy bueno tu post, me trajo gratos recuerdos de moteles pasados, unos no tan gratos y otros no tan detallados como los tuyos, porque yo llegaba a coger y no a ver la decoración jaja

pero chido. Te daré lata más seguido

la burbuja gris said...

nunca le habia dado visto bueno a andres en eso, hasta que una amiga me dijo que era lesbiana y desde entonces me cambio el concepto..

Susie Jan Spoon Girl X said...

Hola!!
Gran blog, me da gusto no ser la única tan retorcida solo qe lo mío está algo más escondido jeje
Oye.. el xanadú qe tal está en cuestión de todo?
Saludos y un abrazo
Puf!

enrique_ponce_6°FB said...

hola